Es tiempo de peinarse… El alma

Peinarse el Alma - Conferencistas Jaime Leal

En un día normal nos levantamos temprano por la mañana, nos disponemos asociarnos, nos aseguramos estar bien presentables y nos dirigimos a nuestras labores.

Día con día, la rutina se apodera de nosotros y terminamos por brindar más importancia a lo externo que aquello que se encuentra dentro de nosotros, pareciera y en definitiva para muchos de nosotros hoy en día lunes, mucho más importante lo que los demás piensen de nosotros que aquello que nosotros pensamos de nosotros mismos.

Así como por la mañana dedicamos tanto tiempo asociarnos a cepillarnos los dientes el cabello y asegurarnos que nuestra ropa son presentables para los demás, deberíamos dedicar un tiempo a lo que pensamos de nosotros mismos, a reflexionar, a revisar nuestros sentimientos, nuestra alma, respuesta forma de ver el mundo.

Tal ves sea tiempo de peinarnos, desenredarnos el alma, desatorar aquellas situaciones que hace tiempo traemos hechas un nudo en nuestra vida, de poner en orden y acondicionar aquellas situaciones que simplemente hemos dejado acumular pensando que desaparecerán por el simple hecho de no prestarles atención, es tiempo de brindarnos un poco de cariño, atención y sobre todo respeto.

Es a menudo que encuentro en las conferencias y talleres que imparto en empresas organizaciones y eventos masivos, personas que tienen situaciones de su pasado que les impiden avanzar hacia el futuro, desgraciadamente los recuerdos desorganizados terminan por enredarnos, manteniéndonos no solamente en el pasado, sino evitando que vivamos en el presente, previniéndonos de avanzar hacia un mejor futuro.

Como conferencista y como Coach, una de mis misiones más importantes es la de recordarnos el dedicar tiempo a nosotros mismos, no sólo en la forma de atención es que cuestan dinero, sino también en atenciones que no requieren mayor inversión que la del valor que se requiere para enfrentar aquellas cosas que nos molestan de nuestro pasado.

Te invito a que utilices este tiempo que pasas arreglándote por fuera, para también arreglarte por dentro, tal vez sea momento de peinarse, tal vez sea tiempo de peinarse, de peinarse el alma.

Si deseas compartir, me encantaría conocer cuáles por opinión con respecto esta frase, después de todo en comunidad también podemos ayudarnos a peinarnos el alma.

 

Comentarios

No hay comentarios.

(los comentarios están cerrados)